miércoles, 2 de marzo de 2016

Todos tenemos una historia: Jane 2

¡Hola a todos!

A continuación os presento una segunda entrada de la historia de Jane. Era un poquito triste y, como a mi me gusta que las cosas tengan un final feliz, he decidido hacer una segunda parte ¿qué pasará a continuación?

Todos tenemos una historia: Jane


Después de los acontecimientos de la película de los Descendientes


Tras el episodio de la varita su madre estaba bastante decepcionada con ella. Jane sabía que estaba muy enfadada, pero lo que más la atormentaba era haber decepcionado a la única persona que creía en ella y la veía como a una buena persona. 

Había cometido muchos errores aquel año, en primer lugar no había dado la oportunidad que se merecían los hijos de los malos; en segundo lugar había pretendido ser alguien que no era y, en tercer lugar, se había convertido ella en la mala. 

Después de lo que había pasado, comprendió por qué su madre prefería abstenerse de usar la magia. No porque esta fuera mala, sino porque no hay que hacer un uso egoísta de ella. Ahora lo sabía, quizá demasiado tarde.

Sabía que su madre la perdonaría, pero ya no tendría ningún amigo en Auradon. Estaba tan triste...


Escuchó las risas de sus compañeros, todos lo pasaban tan bien. Ahora incluso podía ver a los hijos de los villanos riendo con el resto de sus compañeros de Auradon.  Se preguntó entonces ¿algún día podría ella reír con ellos? ¿O ya era demasiado tarde para ella?


Se sentó en uno de los bancos  y comenzó a recogerse el ahora corto cabello. En lo que lo hacía le sorprendió ver que los cuatro villanos se acercaban a ella. Intentó no prestarles atención y siguió a lo suyo. Sin embargo, los chicos se sentaron a su lado.

"No estés triste, todos tenemos nuestras inseguridades. Seguro que lo has pasado muy mal en el pasado"

Le dijo Mal. Mal era a la chica que más miedo le había tenido al principio, y mírala ahora, la admiraba. 

Sonrió, sintiéndose un poco mejor. 

"Lo siento"

Respondió Jane, arrepentida por todo lo que había hecho, y cómo los había tratado.

"Olvídate de eso ahora. Empecemos de nuevo"

Dijo el enérgico Jay. 

Empezar de nuevo. Eso era lo que necesitaba, por fin tendría la oportunidad de cambiar y, esta vez, no pensaba desaprovecharlo. No haría uso de la magia para usarla como excusa y aparentar haber cambiado ¡cambiaría de verdad! Dejaría los prejuicios atrás y, aunque al principio fuera duro, dejaría sus miedos atrás. 

"Gracias"

Dijo ella.

"Y si te sientes sola, siempre puedes conseguir uno de estos. Es el mejor amigo que se puede tener"

Le dijo el joven Carlos, mostrándole a su nueva mascota: Colega. 


Después de esto, ya Jane repuesta con nuevas y buenas energías, supo que su vida iba a cambiar a mejor. 






Espero que os haya gustado esta especie de desenlace abierto ^_^. 

Espero vuestros comentarios ¡nos leemos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario